martes, 12 noviembre, 2019

12 de Noviembre: Día Mundial de la Neumonía


Desde hace años, organismos internacionales y el Ministerio de Salud promueven poner el foco en la prevención de esta enfermedad, sin dejar de dar a conocer sus características y tratamientos.

Con la celebración del Día Mundial contra la Neumonía se busca sensibilizar al público acerca de un problema de salud pública y ayudar a prevenir la pérdida evitable de vidas  de niños y adultos que se registra cada año por causa de esa enfermedad.

¿Qué es la neumonía?

La neumonía es una infección que inflama el tejido pulmonar donde se oxigena la sangre, lo que genera tos con flema o pus, fiebre, escalofríos y dificultad para respirar.

Puede ser causada por virus, bacterias y hongos, y aunque hay tratamientos eficaces, es más fácil de prevenir mediante vacuna – cuando está disponible, ya que no todas las neumonías tienen desarrollada su vacuna – que de tratar.

Síntomas

  • Dolor en el pecho o la espalda al respirar o toser
  • Tos que puede producir expectoración mucosa, amarillenta o verdosa, a veces con sangre.
  • Fatiga, debilidad
  • Dificultad para respirar
  • Fiebre, transpiración y escalofríos con temblor
  • Pérdida de apetito, malestar.

*Es muy importante visitar a un médico ante cualquier síntoma, dolor o dificultad para respirar.

¿Cómo se previene?

Vacunate: Si perteneces al grupo de riesgo (bebés o adultos mayores de 65 años, personas inmunocomprometidas, etc.) es primordial recibir la vacunación contra el neumococo, que es la bacteria que más frecuentemente provoca neumonía.

Practicá una buena higiene: Para protegerte de las infecciones respiratorias que a menudo derivan en neumonía, lávate las manos con frecuencia o usa un desinfectante para las manos a base de alcohol.

No fumes: El tabaquismo daña las defensas naturales que protegen a tus pulmones de las infecciones respiratorias.

Mantén fuerte tu sistema inmunitario: Duerme lo suficiente, ejercítate regularmente y lleva una dieta saludable.