lunes, 13 mayo, 2019

Día Internacional de la Fibromialgía y el Síndrome de la Fatiga Crónica


El 12 de mayo de cada año, se conmemora  el Día Internacional de la Fibromialgia y el Síndrome de la Fatiga Crónica. Se eligió esta fecha en 1993 en honor al nacimiento de Florence Nightingale, enfermera inglesa que fundó la primera escuela de enfermería del mundo e inspiró la creación de la Cruz Roja.

¿Qué es la Fibromialgia?

La fibromialgia es un trastorno relativamente frecuente, pues afecta entre el 2 al 6% de la población, con predominio de mujeres, que se caracteriza por dolor musculoesquelético generalizado acompañado por fatiga y problemas de sueño, memoria y estado de ánimo.

Síntomas

La fibromialgia consiste en una exacerbación en la percepción del dolor, de manera que se perciben como dolorosos, estímulos que habitualmente no lo son. Los investigadores creen que la fibromialgia amplifica las sensaciones de dolor al estar afectado el modo en que el cerebro procesa esas señales.

Además de dolor, la fibromialgia puede ocasionar rigidez generalizada, sobre todo al levantarse por las mañanas, y sensación de inflamación mal delimitada en manos y pies. También pueden notarse hormigueos que afectan las extremidades. Muchas personas con fibromialgia también tienen dolores de cabeza tensionales, trastornos de la articulación temporomandibular, síndrome de intestino irritable, ansiedad y depresión.

Con frecuencia el dolor varía en relación con la hora del día, el nivel de actividad, los cambios climáticos, la falta de sueño o el estrés.

Además del dolor, la fibromialgia ocasiona muchos otros síntomas: el 90% de los pacientes tienen cansancio, el 70-80% trastornos del sueño y hasta un 25% ansiedad o depresión.

Causas

En ocasiones, los síntomas comienzan después de traumatismos físicos, cirugías, infecciones o estrés psicológico significativo. En otros casos, los síntomas se acumulan gradualmente con el tiempo, sin que exista un suceso desencadenante. Estos agentes desencadenantes no son causantes de la enfermedad, sino que lo que hacen es “despertarla” en una persona que ya tiene una alteración latente en la regulación de su capacidad de respuesta a determinados estímulos.

¿Cómo se diagnostica?

La fibromialgia puede diagnosticarse si una persona tiene dolores generalizados por más de tres meses y no existe otra enfermedad de fondo que pudiera causar el dolor. El médico puede solicitar algunos estudios para descartar otras posibles causas de los síntomas.

Tratamiento

Si bien no existe una cura para la fibromialgia, hay medicamentos que pueden ayudar a controlar los síntomas, entre ellos algunos analgésicos, antidepresivos y ciertos antiepilépticos. No hay un tratamiento único para mejorar todos los síntomas.

El ejercicio, la relajación y las medidas para reducir el estrés, así como el asesoramiento psicológico, también pueden ayudar. Es importante establecer las mejores condiciones de descanso y mejorar el estado general de salud.

¿Qué es el Síndrome de la Fatiga Crónica (SFC)?

El síndrome de fatiga crónica es un trastorno complejo caracterizado por fatiga extrema que no puede atribuirse a ninguna enfermedad preexistente. La fatiga puede empeorar con la actividad física o mental, pero no mejora con el descanso. Afecta con más frecuencia a mujeres entre los 40 y los 50 años.

La fatiga puede ser síntoma de distintas enfermedades, como infecciones, problemas cardiovasculares, hematológicos o trastornos psicológicos que es necesario descartar antes de considerar firme el diagnóstico de SFC. Ninguna prueba individual puede confirmar un diagnóstico de síndrome de fatiga crónica.

El tratamiento del síndrome de fatiga crónica se centra en el alivio de los síntomas.